sábado, 11 de diciembre de 2010

Another day.

 Sin parar de temblar. Haciendo el suicida. Arañando corazones. Rozando el viento. Inventando sabores. Sabiendo a ceniza y a chicle de menta. Calmando la tempestad. Sin mirar atrás. Sin minutos que contar ni kilómetros de más. Sin prisa por llegar a ningun lugar. Cansada de querer. Sin dejar de hacer el indio. Dejando que lloren las goteras. Con el corazón lleno de espuma. Envenenando el tictac del pasar de las horas. Dejando sin respiración. Sin tregua. Sin saber lo que quiero pero sabiendo lo que no quiero. Dibujando notas al margen.
Hay cosas que no se pueden contar... 
Dime cuántos besos me he perdido...

No hay comentarios: